lunes, 25 de julio de 2016

Segunda vuelta por los blogs

De las manos al producto, del producto a la cabeza y de nuevo a las manos.

“De los ojos a los oídos, de  los oídos a las manos, de las manos a la licuadora mental, de la licuadora a las manos y de ahí al innovador material, del material otra vez a la cabeza, y así cientos de veces hasta llegar al producto”
Adrian Bustos

"¿Dónde va ese plástico una vez desechado? Poco sabemos de eso, material de desintegración lenta, y la forma de reciclarse poco explorada. La realidad es que gran parte de eso, al menos en nuestra ciudad, se mezcla sin ningún criterio de selección y se entierra para que el tiempo “haga lo suyo”, y todo ese jugo lixiviado de descomposición, drena hasta las napas donde la situación empeora. Gran porcentaje habita en las calles como desecho pisado y olvidado hasta que el milagro lo coloca en un camión de residuos siguiendo el proceso nefasto anteriormente citado. Solo una fracción mínima es tratada y/o reciclada."
Martín Conti


"...pude entrevistar a diversos alumnos, reírme y compartir un espacio de trabajo y de juego (lo cual no es algo a lo que esté familiarizado, pero me encanta la idea de que el diseño se haga con brainstorming, con juegos de rol y participación grupal compartiendo todo lo que sentimos sobre la lluvia. Me parece que si el objeto es diseñar un juguete, el juego debe ser camino obligado para llegar al producto final)..."

La LLUVIA!!! Andres Velandia
Otro campo dentro de esta exploración fue proponer y plantear formas y métodos de vínculos y uniones de estas placas que producimos, estableciendo como condición que fuesen impermeables. Impermeables como?, en que sentido?, de que manera?, con que propósito?, hasta ese momento con ninguno mas que el de plantear nuestro propio criterio sobre esta condición de impermeabilidad.
Una vez que recorrimos este mundo de exploración, ya teniendo mucha mas conciencia del material y las posibilidades de trabajo que nos podría llegar a brindar, por temas de tiempo el grupo docente organizó un workshop (Taller de experimentación) de 6 horas con el fin de introducirnos en el objetivo de la experimentación previa del material.
¡¡LLUVIA!! Si señores, asi como lo leen en mayúscula y negrita, ese era el misterio, el santo grial del trabajo jajaja, la lluvia.

Hacer para ver. Carolina Hobert
¿Y que hacemos ahora? Rehacemos, rediseñamos, planteamos los problemas a partir de la experiencia con el material. ¿Llegaremos?¿Quedará bien? El tiempo y la buena organización nos permitió hacer cambios en la escala, en el módulo, en el diseño, los colores, el por qué de esos colores, el agarre, todo. Si o si tenía que salir bien, esta segunda oportunidad nos permitía demostrar que nosotros realmente podíamos hacer algo mejor, sin la presión de tener que hacer todo de cero en poco tiempo.
Como reflexión final puedo decir que estoy contenta de haber tenido esa segunda oportunidad de mostrar lo que realmente eramos capaces de hacer, con ese trabajo en equipo que si bien tuvo sus altas y bajas fue espectacular, y que con este trabajo aprendí muchísimo sobre como pensar las cosas antes de poner manos a la obra puede automatizar el proceso y permitir un resultado muchísimo mejor.

Resumen de proceso TP 2 “Hacer para ver”, IVONNE MALJAC
Control de calidad – re diseño de la baldosa: Nuestra baldosa no paso el control de calidad, habíamos tomado una mala decisión en cuanto al diseño de tramas (diseñar con y para el material), las entradas y salidas de agua, las placas estaban desparejas, diseñar cantos, etc.

Recorrimos el proceso del TP2 "Hacer para ver", fuimos y vinimos, se escribió, se borró, se editó y se volvió a escribir. En este TP con la excusa de los vídeos estuvieron dialogando con su blog mucho más que en el primero y eso se nota en la calidad de las publicaciones, más sueltas, transparentes y naturales. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario