miércoles, 4 de mayo de 2011

Diseñadora Invitada: Analía Cervini

La Diseñadora Industrial Analía Cervini nos visitó en la FADU para contarnos su experiencia profesional.
Analía es DI FADU, UBA, actualemnte es Co-Directora del estudio de diseño Total Tool.
Durante de tres años se especializó en Italia en el campo del diseño estratégico y la innovación. Se desempeñó como diseñadora e investigadora dentro de Philips Design Milán, el Interaction Design Institute Ivrea y el estudio de diseño estratégico Total Tool Milán.
En el 2004 fue responsable de la concepción y coordinación del IMDI, un espacio interno al Centro Metropolitano de Diseño (CMD) y dedicado al estudio del diseño estratégico. Desde allí dirigió las actividades de investigación y capacitación centradas en escenarios productivos y de consumo. Durante su gestión concibió y generó los contenidos de la Primer Conferencia del mismo organismo.


Compartió con nosotros experiencias de trabajo con clientes del estudio y para cerrar la charla nos presente unas conclusiones preliminares basadas en un trabajo que esta realizando con el CMD

Máximas del diseño (para que no nos falte el trabajo)

  • Diseño no es arte, sino servicio. Como trabajador del rubro servicios tengo que saber plasmar en el proyecto las manifestaciones de mis clientes más que las propias.
  • La mayor parte del planeta trabaja en campos que no le interesan. Como ciudadano del mismo estoy dispuesto a trabajar en aquello que no me gusta, de algún modo que me guste.
  • Se muy bien quien soy y soy capaz de transmitirlo. Puedo comunicar en una frase simple y directa el valor que aporto en una empresa.
  • Cuando me reuno con mis clientes o profesionales complementarios se vestirme, sentarme y hablar en neutro. Y hasta soy capaz de no nombrar la palabra diseño.
  • Se que en la universidad aprendí muchas cosas, pero que en la práctica tendré que aprender muchas más. Todo lo que no sepa tendré que aprenderlo de algún modo!
  • El cliente sabe mucho, y el mercado sabe más. Por mi parte puedo ayudarlos a conocer lo que aún no saben.
  • Antes de lanzarme a ser mi propio jefe obtuve experiencia profesional en estructuras, organismos o empresas. (mejor aún si no son de diseño)
  • El diseñador no es siempre un animal incomprendido por las empresas. En muchos casos es el diseñador quien las ignora.
  • Me gusta tanto lo que hago que hasta soy capaz de hacerlo gratis. Pero no hay que hacerlo! Nadie se va a comprometer con nuestro trabajo si no lo cobramos y bastante.
  • El mundo nos dio un Maradora un Cobain y un Starck. En la Ciudad de Buenos Aires egresan actualmente un promedio de 3.000 profesionales del diseño.
  • Cuando nos hacemos adultos (del diseño) ya no nos conformamos con salir publicados o compartir un aperitivo en un opening de diseño. Nos interesa un trabajo regular bien pago!

... les proponemos reflexionar sobre estas "máximas" y le agradecemos a Analía Cervini por la visita y la experiencia compartida.


2 comentarios:

  1. paseando por la web encontre esto... los pocos casos en los que seria aceptable trabajar ad-honorem (si quisieramos) y cuando NO http://dl.dropbox.com/u/3514540/workforfree.jpg

    ResponderEliminar